Realizamos tratamientos de madera en Coruña

En esta sección podrás encontrar mucha información acerca de las plagas que atacan a la madera.

En Control de Plagas MANTIS encontrará una empresa especializada en el control de carcomas, hongos y termitas en Coruña.
Nuestros técnicos ostentan la capacitación técnica máxima en la materia Responsables Aplicación de Tratamientos en Madera Nivel TP8, capacitación que no poseen más que otras 3 empresas en toda la comunidad gallega.
Estudiamos cada caso y planteamos soluciones específicas para cada tipo de necesidad:

Protección de estructuras (vigas,largueros,etc...), almacenes de madera, recuperación de muebles...
Eliminamos todo tipo de hongos y protegemos todo tipo de instalaciones contra su aparición.

Los principales procesos y sistemas empleados son:

(*) Estudio y Diagnosis.
(*) Sistemas de detección de termitas mediante monitorización de Ceboss
(*) Sistemas de barreras químicas con termiticidas.

Los principales insectos xilófagos que pueden atacar y dañar sus maderas son:

Carcoma(Anobium Punctatum)

Las carcomas son el nombre común que reciben las larvas de varias especies de coleópteros que perforan madera (vigas, muebles, artesonados, etc.), en la que construyen galerías y a la cual dañan. En un sentido estricto, el término carcoma está reservado a los miembros de la familia Anobiidae.

Los adultos emergen del interior de la madera realizando una perforación circular de 1,5 mm. y dejando escapar una pequeña y delatadora cantidad de serrín. Tienen capacidad de vuelo y a partir de este momento viven de 3 a 4 semanas y su única función es la reproducción. La hembra una vez fecundada  deposita sus huevos, entre 60 y 100 en las pequeñas ranuras y grietas de la madera. Pasadas 3 ó 4 semanas eclosionarán y el ciclo comenzará de nuevo.

La carcoma se alimenta y ataca la madera muerta en descomposición y la madera trabajada en interiores, preferentemente lugares poco ventilados. Se desarrollan tanto en la albura como en el durámen de maderas muy secas. La carcoma tiene un régimen estrictamente xilófago, ataca diferentes maderas, pero tiene predilección por las blandas. Como sucede con otros insectos similares, las diferentes especies suelen entrar en competencia, por lo que es difícil que aparezcan diferentes tipos de xilófago en una misma pieza.

La acción continuada de la carcoma en la madera altera sus propiedades físicas. La gran cantidad de galerías que pueden llegar a excavar debilita la madera de tal manera que es fácil que sea extremadamente frágil o, en casos extremos, llegue a desaparecer. De ahí el interés que para la restauración tiene el conocimiento, control y eliminación de este tipo

Viven en todo el mundo. El tamaño oscila entre 1,5 y 9 mm de longitud, el color del cuerpo suele ser pardo o negro y los ojos son grandes, muy separados entre sí. Los adultos tienen una vida corta y dejan sus huevos en cualquier tipo de grieta.

La carcoma está muy ligada al hombre, es muy escasa en la naturaleza y las larvas perforan la madera de muebles antiguos. La carcoma del pan también vive cercana al hombre y se alimenta de productos como el pan o el tabaco.

No esperes más  y solicita información a cerca de nuestro servicio de tratamiento de madera en Coruña.

Lyctus brunneus.

Es conocido vulgarmente como polilla de la madera. El adulto oscila entre 3 y 7 mm y es de color marrón rojizo. Las hembras colocan los huevos, aproximadamente 70, en las grietas y los poros de la madera. La larva puede alcanzar los 6 mm, suelen estar encorvadas y son de color blanco-crema. La duración del ciclo biológico es de un año, y se puede acortar si existen altas temperaturas. Los adultos emergen del interior de la madera en marzo-abril o octubre-noviembre.

Ataca a madera con humedad variable y hasta los 30ºC. Sin embargo las condiciones óptimas corresponden a una humedad del 16% y una temperatura de 25ºC. Así, el daño más frecuente suele darse en los pavimentos de parquet de madera de roble, donde producen galerías siguiendo la dirección de las fibras, generando un serrín muy fino y de color blanco.

Capricornio(Hylotrupes Bajulus)

Se conoce como carcoma gigante. El adulto tiene una longitud de 10 a 20 mm suele ser de color negro o marrón oscuro, con largas antenas y en el tórax presenta sobre cada una de las alas una mancha grisácea característica. Las hembras ponen los huevos en grandes grupos. La larva alcanza los 30 mm y un diámetro de 6 mm, es de color blanco plateado. La duración del ciclo de vida oscila entre los 2 y los 10 años, aunque puede alargarse en madera con elevado grado de humedad. La época de vuelo y apareamiento se produce entre los meses de junio a agosto.

Se alimenta de madera principalmente seca produciendo galerías ovaladas que siguen la dirección de la fibra y están taponadas con serrín, que no es expulsado al exterior ya que las galerías están cerradas por una fina película de madera que las larvas dejan intacta. El ataque se suele localizar en las cubiertas y tejados, y puede detectarse por el ruido que hacen las larvas al perforar las galerías, o por el que producen los adultos al realizar los orificios de salida.

Termitas

Son insectos sociales que pertenecen a la orden Isóptera.

ALADAS:

• Las alas en reposo están planas sobre el abdomen
• Las alas en reposo están planas sobre el abdomen.
• Su longitud es la mitad que la de las alas.
• Color negro.
• La unión entre tórax y abdomen es ancha, sin estrechamiento.
• El abdomen tiene cercos en su parte final.

OBRERAS:

• Antenas rectas.
• Su último par de patas no sobrepasa el abdomen.
• Color blanco.
• La unión entre tórax y abdomen es ancha, sin estrechamiento.
• El abdomen tiene cercos en su parte final

Las diversas castas que comprenden un termitero son fácilmente diferenciables a nivel morfológico:

Reproductores primarios.

Son individuos alados con el sistema reproductor completamente desarrollado, poseen una coloración más oscura que las demás castas ya que su tegumento está más endurecido. Solamente hay una pareja en la colonia.

Reproductores suplementarios.

Son individuos con alas reducidas o sin alas, con el tegumento no tan endurecido ni pigmentado como el de los reproductores primarios. Hay varias parejas en la colonia.

Son el 10 % de la colonia. Poseen cabeza fuertemente pigmentada y esclerotizada con grandes mandíbulas. Los soldados son dependientes de las obreras para su alimentación y no poseen sistema reproductor desarrollado.

Suman el mayor número de individuos en la colonia, entre el 50 – 60 %. Son estériles, machos o hembras, en los cuales no se ha desarrollado el aparato reproductor. Su apariencia es similar a las ninfas.

Características biológicas de las termitas.

Una colonia de termitas consiste en un nido, con generalmente una única reina y un único rey, huevos, ninfas, obreras y soldados; estos últimos se encargan de defender la colonia.

Los nuevos individuos alados de ambos sexos que se producen en la colonia abandonan volando el termitero para dispersarse y buscar una pareja. El encuentro de individuos de ambos sexos se ve facilitado gracias a la presencia de feromonas sexuales que facilitan el emparejamiento. Los individuos de la pareja así formada, pierden las alas, e inician la construcción de una pequeña cavidad donde se realiza la fecundación y la puesta de los huevos.

Las primeras ninfas que eclosionan de los huevos son alimentadas por la madre y se transforman en obreras que se encargarán de construir el termitero definitivo y de alimentar a los padres y a las ninfas de las siguientes generaciones. En las primeras fases de la formación del termitero sólo se producen obreras, y únicamente cuando su número es elevado comienzan a producirse los soldados para la defensa de la colonia, y finalmente los reproductores suplementarios.

Rápidamente la reina deja de trabajar y alimentarse por ella misma, siendo las obreras las encargadas de su alimentación. En estas condiciones, la reina puede dilatar enormemente su abdomen para aumentar su capacidad de reproducir huevos, ésta puede llegar a poner en su vida varios millones de huevos, quedando inmovilizada junto con el macho en la cámara real, dedicada exclusivamente a la puesta de huevos. La formación de las diferentes castas viene determinada por feromonas que emite la pareja reproductora y son transmitidas por todos los miembros de la colonia.

El período de desarrollo de las termitas varía en función de la especie y de la casta de la que se trate (en las castas reproductoras es más largo que en las estériles) pero en general, el tiempo que transcurre entre la oviposición y la emergencia del adulto, oscila entre cuatro y siete meses.

La primera condición para la existencia de las termitas es la necesidad que tienen de aprovisionarse de agua, y que para su desarrollo le es necesario un cierto grado de humedad. Por tanto, podremos encontrarlas con frecuencia en países, regiones, o comarcas húmedas, así como en lugares cercanos a ríos, arroyos, etc.., y en zonas donde las capas freáticas son poco profundas.

Su alimentación está basada en la madera y otros tipos de materiales que contengan celulosa, como cartones, papeles, textiles, etc. Singularmente, las termitas no pueden digerir la celulosa por sí solas, por lo que necesitan de unos microorganísmos simbiontes en su aparato digestivo que degraden la celulosa, nutriéndose de los productos obtenidos con esa degradación.